Nacionales

Indalo propuso congelar el boleto quitando ramales

descarga (2)

La empresa dice que la tarifa es cara porque lleva pocos pasajeros.

La principal concesionaria del servicio de colectivos, Indalo-Autobuses Neuquén, presentó una propuesta al Municipio para reducir los costos y así “contener” los próximos aumentos del boleto. Desde la empresa sostienen que, si se disminuye la cantidad de ramales y los coches circulan por calles troncales, se podría cubrir toda la ciudad con frecuencias cada siete minutos y menos dinero del que se necesita hoy.

Leandro Franco, gerente de Autobuses Neuquén, explicó que el precio del boleto depende del costo por kilómetro recorrido. Añadió que también incide la cantidad de pasajeros, porque el monto para sostener el servicio se divide entre todos los que lo usan. “Lo que encarece el sistema es el precio del kilómetro; entonces, a menor cantidad de pasajeros transportados, mayor costo de tarifa y viceversa”, sintetizó.descargaAñadió que si Neuquén tiene el boleto más caro del país, puede deberse a que acá el índice promedio es de dos pasajeros por kilómetro frente a 3,8 en Rosario, otra ciudad donde opera la misma empresa.

Comentó que esa proporción se mantiene hace años y los incrementos de la tarifa tienen que ver con que hay que costear el combustible, personal y demás variables para 25 ramales, algunos por calles muy deterioradas. En ese contexto, para el gerente, no hay posibilidad de “contener” los futuros aumentos del boleto sin modificar la forma en que se presta el servicio.

Planteó que en Neuquén “hay que hacer un análisis exhaustivo de todo el sistema, que nosotros ya lo hicimos, para tratar de abastecer a toda la ciudad con menor cantidad de líneas y muchas más frecuencias”. Agregó que “eso quiere decir que podrían ser 10 o 12 líneas que circulen por toda la ciudad cada 6 o 7 minutos”.

En el estudio, detalló, se proyectó un servicio “con menos kilómetros recorridos y, al circular sólo por avenidas o calles principales con mucha frecuencia, todos los pasajeros se vuelcan a esas avenidas para llegar al centro, de modo que se reducen mucho los costos”.

Contó que la empresa ya le presentó esta propuesta al Municipio, que la está evaluando, y están dispuestos a implementarla sin esperar a que caduque el contrato vigente. “Todo se puede cambiar con la actual concesión, porque no hace falta generar una nueva licitación para generarle una mejora al usuario”, justificó.

A modo de ejemplo, indicó que se podrían unificar “las líneas 101 y 102, que todas vayan a Balsa Las Perlas, y en vez de tener una cada 20 minutos y otra cada 50, tenés una sola cada 9”.

Agregó que el Municipio también está trabajando con un informe de la Universidad de Rosario, “que analizó todo el sistema para ver cómo se puede hacer para bajar los costos”, siempre con la idea de abaratar el boleto.

Afirmó que la empresa tiene una rentabilidad “marginal” y que está abierta “a mostrar información y a que nos auditen”, si eso redunda en un servicio menos costoso que beneficie a todos.

Un gerente de Indalo dijo que la empresa está dispuesta a abrir los balances para que se audite la rentabilidad que tiene en la ciudad.

Según la empresa, los paros de ATEN aumentan la tarifa

Según las cuentas de la empresa Indalo-Autobuses Neuquén, todo lo que ocurre en la ciudad incide en el costo del boleto, no sólo los baches en las calles o la cantidad de ramales encarecen la tarifa. La empresa asegura que los paros de los maestros son un elemento que conspira contra la renta del transporte y, por lo tanto, contribuye a elevar el valor del boleto.

Leandro Franco, gerente de la firma, aseguró que las proyecciones de usuarios que hacen, a partir de los pasajeros transportados el año anterior, “son sumamente inestables porque es increíble la cantidad de paros que tiene la provincia”.

“Me arriesgo a decir que en 2017 fue la provincia que menos clases tuvo”, dijo y recordó que la empresa tiene servicios de colectivos en varias ciudades del país.

Por cada jornada de paro, hay una merma de hasta un 80 por ciento en los pasajes escolares, según el cálculo que hacen en la concesionaria. Franco remarcó: “La falta de clases nos afecta como también ocurre con el comercio y con todas las actividades, porque por algo siempre las ventas caen en enero y febrero; es una cuestión que tiene que ver con la ciudad que impacta en todos los sectores”.

Dicen que sólo el 7% de la suba va para los dueños

El gerente de Indalo-Autobuses Neuquén, Leandro Franco, afirmó que la empresa sólo obtuvo un 7 por ciento de incremento en sus ingresos con la última suba del boleto, que se aplicó en febrero. Después de esa modificación tarifaria, Neuquén quedó entre las ciudades con el colectivo más caro del país.

“La gente piensa que el colectivo aumenta porque lo quiere la empresa, y eso no lo definimos nosotros, aumenta cuando suben los costos: el precio de la cubierta, el combustible o el costo laboral”, aseguró el representante empresario.

Señaló que, este año, se encontró con que “aumentó 29 por ciento la tarifa y me doy cuenta, recién 60 días después, que el impacto de ese incremento sobre nuestros ingresos fueron 7 puntos”. Agregó que, con ese monto, la concesionaria debió afrontar una suba “del costo laboral de alrededor del 15 por ciento”.

 

FEDERACIÓN ARGENTINA DE TRANSPORTADORES DE AUTOMOTOR DE PASAJEROS

Es más que una federación, es un equipo que trabaja todos los días motivado por su pasión: promover el desarrollo de un mejor desempeño del transporte público de pasajeros por automotor, para todos los habitantes de la República Argentina.

Suscríbete a nuestro Boletín

Links Externos




Copyright © 2016 Todos los derechos reservados. By Estudio Poligono

Subir