Nacionales

Combis “truchas”: el plan para desarmar el negocio ilegal

capture-20180610-205805.png_541755376

Multiplicaron controles, aumentaron multas y es más difícil rescatar el vehículo

Viajar mal y caro se convirtió para muchos trabajadores, sobre todo del conurbano bonaernse, en moneda corriente para llegar a la ciudad de Buenos Aires y cumplir con su empleo.

La alta demanda y las escasas frecuencias en algunas zonas potenció una modalidad ilegal para viajar un poco más barato, un poco más cómodo, pero también en forma mucho más peligrosa. Sólo en los primeros cuatro meses del año, más de medio centenar de combis “trruchas” fueron identificadas y retenidas. La mayoría provine del Gran Buenos Aires y son detectadas en los destinos más populosos: las estaciones de Once, Liniers y Constitución; y también se detectaron varios casos en los peajes de Dock Sud y de Zárate.

Claro que una vez retenidas, la dificultad consiste en determinar a quiénes pertenecen para detectar si son casos aislados o pertencen a algún dueño con variedad de vehículos. “La propiedad de los vehículos secuestrados por la CNRT realizando servicios ilegales es heterogénea. Por otra parte, al ser clandestinas, no hay forma de saber quién es el dueño hasta tanto no son secuestradas realizando tránsitos ilícitos”, señalan desde la Comisión Nacional Reguladora del Transporte.

El primer involucrado es el chofer. En ese caso, luego de secuestrar el vehículo ” se pone en conocimiento de lo actuado al área de Psicofísico y se procede a aplicar la sanción de suspensión en la emisión de la Licencia, para el caso que, después del hecho, el conductor comenzara el trámite para obtener. Si no realiza el trámite para obtener la Licencia nacional habilitante no hay posibilidad de aplicar ninguna sanción directa al conductor, sin perjuicio de las acciones penales que correspondan”, explican.

“La gran cantidad de combis y micros que circulan en forma ilegal son una consecuencia directa de un Estado ausente durante años. Esto ha posibilitado el accionar de sectores que aún creen que pueden seguir operando con impunidad, utilizando métodos violentos y amenazantes”, agrega el director ejecutivo de la CNRT, Pablo castano. Para eso se aplciaron acciones en dos vías: mayor cantidad de controles diarios en puntos neurálgicos con mayor tecnología y el incremento de las multas y de los días de retención de los vehículos secuestrados. La parte tecnológica es central para que los fiscalizadores puedan conocer al instante si el vehículo que se detiene está en regla. Pero Castano acalara que si todo el proceso funciona y luego, “se aplica una multa insisgnificante, no sirve”.En noviembre de 2017 se incrementó el período mínimo de retención de vehículos ilegales a 20 días hábiles y en diciembre de 2017 se aumentó el costo de liberación de vehículos ilegales, que actualmente asciende a pesos 48/65mil de acuerdo a la categoría. “Los que están fuera de la ley que protesten todo lo que quieran, Si no entran al sistema son delincuentes”, dice Castano.

 

FEDERACIÓN ARGENTINA DE TRANSPORTADORES DE AUTOMOTOR DE PASAJEROS

Es más que una federación, es un equipo que trabaja todos los días motivado por su pasión: promover el desarrollo de un mejor desempeño del transporte público de pasajeros por automotor, para todos los habitantes de la República Argentina.

Suscríbete a nuestro Boletín

Links Externos




Copyright © 2016 Todos los derechos reservados. By Estudio Poligono

Subir